Siguen volando Águilas Blancas, vencen 29-21 a Pumas CU

Un espléndido balance ofensivo. Por aire y por tierra las Águilas Blancas lucen sólidas y eficaces, y fue el ataque la guía para que derrotaran 29-21 a los Pumas CU en el Clásico Estudiantil de la Intermedia de ONEFA.

Alberto García Ramos

Foto: Grecia RC Fotografía

Las Águilas Blancas del Instituto Politécnico Nacional se metieron al Estadio Roberto «Tapatío» Méndez para vencer 29-21 a los Pumas CU de la UNAM en el arranque de la Jornada 2 de la Categoría Intermedia de la ONEFA, una edición más del Clásico Estudiantil de Fútbol americano.

De la mano de Israel Jiménez (19), el ataque ofensivo de las Blancas ha demostrado impresionante calidad, pero sobre todo balance, en estas dos primeras semanas del torneo, luego de lograr 34 puntos contra los Cheyennes en la jornada inaugural y 29 más contra sus acérrimos rivales en este viernes por la noche.

José Ángel Cu (21) abrió las acciones en la pizarra con un acarreo de una yarda que cruzó las diagonales en la primera serie ofensiva para los Volátiles de Santo Tomás. Una serie de cinco jugadas y 68 yardas adelantó de manera tempranera al Politécnico.

La respuesta de los Universitarios fue inmediata, aunque se quedaron cortos de empatar. Una serie de casi seis minutos que terminó con un touchdown de 4 yardas de Fernando Moreno (10) acercó a los Pumas a la mínima, pero el extra no fue bueno y se quedaron 7-6. Puntos para ambos equipos en sus primeras series.

En la serie consecuente, sin embargo, las Águilas Blancas despejaron después de tres jugadas, y, en contraste, los Pumas, comandados por el Head Coach Pável Tosky, repitieron el viaje hasta las diagonales.

David Sandin (28) se metió al endzone en acarreo de una yarda, capitalizando una serie de 80 yardas que significó la primera voltereta de la velada. El extra volvió a ser malo, y los Pumas se separaron 12-7 ya en acciones del segundo cuarto.

En el siguiente drive ahora sí hubo respuesta del guinda y blanco. En una jugada de optativa, Said Morales (6) recibió el pitcheo del quarterback y con grandes movimientos cubrió las 25 yardas que le faltaban para llegar a las diagonales. La epidemia de puntos extras fallidos le pegó a los visitantes y entonces superaron sólo 13-12 a los Universitarios.

Con 27 segundos antes de la intermisión, los felinos del Pedregal dieron la voltereta gracias a un gol de campo de 21 yardas de Juan Pablo Rivera (2) que los subió 15-13. Pintaba para un cierre vertiginoso entre dos ofensivas que estaban ejecutando de manera eficiente.

Sin embargo, después del descanso, el cielo de Ciudad Universitaria se pintó de guinda y blanco.

La muralla de las Águilas Blancas forzó un tres y fuera en la primera serie ofensiva felina regresando de la intermisión, y entonces, a pesar de ser acorralados en el despeje en propia yarda 5, vino un ataque que resultó ser el pivote en el ánimo del encuentro.

Noventa y cinco yardas recorridas, seis primeros y diez conseguidos, y un touchdown de seis yardas culminó una auténtica arrastrada que los Volátiles le propinaron a los Pumas. Israel Jiménez rompió una jugada de pase e hizo la carrera personal para meterse a las diagonales, su cuarto touchdown por tierra en la temporada. La jugada de dos puntos fue exitosa y las Águilas Blancas recuperaron la ventaja 21-15, la cual nunca más soltarían.

A pesar de conseguir dos primeros y dieces en la serie consecuente, Pumas se vio forzado a despejar y entregarle a unas Águilas Blancas que estaban en pleno vuelo.

Otra vez acorralados, ahora desde su yarda 14, Jesús Alcalá (10) explotó 25 yardas en la primera jugada de la serie para reafirmar el buen momento que vivía el ataque de Santo Tomás. Tres primeros y dieces después, Arath Ríos (1) se escapó 24 yardas en una jugada de draw para poner otro touchdown más a la cuenta del Politécnico.

Con la ventaja 29-15 (otra vez consiguieron los 2 puntos) ya en acciones del cuarto cuarto, la situación se tornaba en una de urgencia para los Universitarios, pero en lugar de que reluciera su ataque, la muralla guindiblanca levantó la mano para dar el golpe de contundencia.

A pesar de que el regreso de kickoff otorgó buena posición de campo en la yarda 39, los Pumas perdieron la posesión del balón en cuatro jugadas. Las Blancas no permitieron el primero y diez y dentro de los últimos 10 minutos, parecía que se enfilaban a la victoria.

En la serie siguiente, fue la defensiva de Pumas la que forzó el despeje, ayudados por par de holdings del Politécnico. Con alrededor de 7 minutos, Pumas entró a la ofensiva abajo por dos posesiones.

Una serie metódica pero que pecó de eso mismo. Sin mucha urgencia, los felinos concretaron una serie que consumió cinco minutos, consiguió cinco primeros y dieces y terminó con un pase de touchdown de Omar Rodríguez (14) a Patrick Fernández (19). La UNAM se acercó 29-21, pero le bajaron demasiado tiempo al reloj.

Con sólo dos tiempos fuera, los Pumas prefirieron confiar en su defensiva y se ahorraron la patada corta. El kickoff mandó a las Blancas hasta el touchback, pero con 2:12 en el reloj, el auriazul no podía permitir un sólo primero y diez.

La daga vino cortesía de Israel Jiménez, que buscando a Jorge Aranda (88), puso un arcoíris impecable para lograr la conexión de 22 yardas, pero sobre todo, lograr el primero y diez que terminó por consumar el reloj.

Por cuarta vez en cinco años, las Águilas Blancas se imponen a los Pumas CU en esta categoría, por lo que, al menos en este nivel, ya hay un nuevo equipo hegemónico en la rivalidad UNAM-IPN.

La victoria 29-21 de las Águilas Blancas los anuncia como serios contendientes al campeonato de la Categoría Intermedia (jugadores de 18, 19 y 20 años) de la ONEFA. En la semana 1, vencieron a sus hermanos de institución y finalistas en 2018, Cheyennes, y este viernes por la noche vencieron en el Clásico Estudiantil a sus acérrimos rivales Pumas promediando 31.5 puntos anotados en cada partido.

La próxima semana, sin embargo, los Volátiles tienen posiblemente el choque más difícil de la temporada regular: visitan a los campeones defensores Auténticos Tigres de la UANL, quienes apenas hacen su debut en el torneo mañana contra los Linces.

Por su parte, a pesar de que sólo van dos semanas, los focos rojos ya deben estar encendidos en Ciudad Universitaria. La defensiva auriazul permitió 30 puntos contra la UVM y otros 29 hoy contra las Blancas. Aunque en ambas derrotas los Pumas han mostrado resilencia para ser competitivos hacia el final del partido, el récord de 0-2 es preocupante para un equipo que año con año es protagonista.

La próxima semana viajarán por primera vez, cuando se metan al JJ Pichardo para medirse contra los Potros Salvajes de la UAEM.

Anuncios

One thought on “Siguen volando Águilas Blancas, vencen 29-21 a Pumas CU”

  1. Me gustó mucho el equipo de Aguilas con una ofensiva variada e inteligente y una defensiva rápida y agresiva, pero muy falla en el pateo. Por otro lado, no puede ser que ese jugador que se siente muy «pro» y luce tremenda cabellera, se discipline y no desentone con todo el equipo? que por cierto, luce muy bien presentado. Bien por las autoridades politécnicas, se ve la diferencia en el apoyo
    Ahh y del señor Alfredo, ni hablar..

Deja un comentario