ONEFA y el regreso del fútbol americano colegial al mainstream

  • La liga está viviendo un momento histórico en su 40 aniversario, autoridades y afición tienen que demostrar que el panorama del Futbol Americano en México está encaminándose a una tercera época de oro.

Alberto García Ramos

La Organización Nacional Estudiantil de Fútbol Americano (ONEFA) está viviendo un gran momento, y eso prácticamente no está a discusión. Ya entrando a la recta final del calendario de temporada regular, el nivel de competitividad entre los equipos de la Categoría Liga Mayor se está emparejando de una manera que no se ve por lo menos desde la última década, y eso sólo va a seguir impulsando el deporte a la popularidad que alguna vez tuvo.

Ejemplo fundamental es la semana 7, la que está a punto de jugarse del viernes 19 al domingo 21. Posiblemente el hito más importante en el fútbol americano estudiantil desde que empezó el nuevo milenio: el regreso del deporte de las tacleadas al Estadio de la Ciudad de los Deportes, que desde hace 28 años no albergaba un evento de la disciplina.

El posteriormente llamado Estadio Azul fue un emblema para el deporte estudiantil desde su apertura en 1946, cuando los Pumas CU y los Aguiluchos del Heroico Colegio Militar inauguraran el inmueble, y por muchos años fue sede de largas jornadas del deporte, antes de que fuera hurtado por el balompié mexicano y completamente separado de sus orígenes. Este domingo, los equipos que encabezan el regreso histórico son los dos más grandes representativos del Instituto Politécnico Nacional: los Burros Blancos y las Águilas Blancas.

No sólo es el romanticismo de regresar a lo que el Dr. Jacinto Licea, legendario entrenador de las Blancas, llamó “la otra casa del Politécnico”. El partido del domingo a las 10 am tiene implicaciones fundamentales para la clasificación en la postemporada. Burros Blancos llega invicto 5-0, y Águilas Blancas, 3-1; los últimos pueden saltar hasta lo primero de la tabla si logran la victoria. Alejandro García es el QB de Burros y a la vez el mejor de la nación, pero los Volátiles tienen la defensiva necesaria para contenerlo.

Los esfuerzos que darán los jugadores dentro del campo replicarán a los de las autoridades deportivas del Instituto, que prácticamente salvaron la demolición del Azul (en conjunción con la LFA) y están impulsando el regreso a una de las mayores tradiciones dentro del deporte.

img_1472
En 2017, la Guerra Civil Politécnica llenó el Wilfrido Massieu, convocando unas 10,000 personas. Era necesario un recinto más grande.

Habla del estado de la competencia que el partido que ha definido al Campeón del grupo fuerte los últimos 9 años pasa a segundo plano. Pumas CU y Auténticos Tigres de la UANL se han repartido 4 y 5 títulos, respectivamente, datando de 2009 a la fecha.

El sábado a las 12 del medio día, los felinos se volverán a encontrar en el mítico Estadio Olímpico de Ciudad Universitaria para continuar con la rivalidad que más dividendos ha dejado recientemente, y que no es sólo un juego más. Auténticos Tigres llega con marca de 5-1 intentando abollar la racha de 13 victorias sin derrota dentro de acciones de ONEFA de los pedregalinos, además de borrar el mal recuerdo que les dejó la final del pasado noviembre, donde fueron privados del tricampeonato.

Ambos encuentros generarán una convocatoria masiva. Constantemente el fútbol americano se posiciona como el único deporte amateur en el país capaz de sentar tanta gente en los estadios, y esta semana, tanto el Pumas-Tigres como el Burros-Águilas, tienen una expectativa real de mínimo 20,000 personas en las tribunas, y eso siendo profundamente pesimistas.

Y para aquellos que no asistirán a los aposentos deportivos, se podrán ver ambos encuentros en televisión nacional. Canal Once y Canal Catorce son las televisoras públicas que desde hace 4 años recuperaron las transmisiones en TV Abierta del deporte de las tacleadas, y este fin de semana, no es la excepción. El canal del IPN transmitirá en vivo la llamada Guerra Civil Politécnica, de la misma manera que la señal del Sistema Público de Radiodifusión del Estado Mexicano tendrá las acciones desde el Olímpico 68. 

La cartelera del Canal Catorce usualmente transmite tres partidos cada semana. El Once tiene la exclusividad para equipos locales del Politécnico.

Pero no hay que ser centristas, porque la competencia está candente en todo el país. En el paraíso caribeño de la Riviera Maya, los Leones de la Anáhuac Cancún reciben a los Potros Salvajes de la Autónoma del Estado de México. El partido nada más es el choque de invictos en la Conferencia Blanca, del cual el ganador preservará hasta arriba de la tabla y posiblemente asegure las semifinales en casa. Los Potros quieren terminar con el cuento de cenicienta de los tropicales que son el equipo sorpresa del año, y de ganar, los mexiquenses se crean un camino más claro a su bicampeonato.

¿Y qué tal hasta la frontera norte del país? Las acciones de la Conferencia Roja están ya en su última semana pre-playoffs, y aunque Correcaminos de la Autónoma de Tamaulipas en Ciudad Victoria está cómodamente sentado en la primera posición, el segundo lugar de la tabla se juega en Reynosa. Los Correcaminos de la ciudad fronteriza reciben a los Centinelas del Cuerpo de Guardias Presidenciales. Ambos en récord de 5-1, el ganador asegura directamente el subliderato y la localía en las semifinales la próxima semana.

La jornada empieza el viernes a las 7 pm, en encuentro de Los Linces UVM contras los Leones Anáhuac México. Un de facto playoff, ya que el equipo que pierda cae a 4 derrotas en la temporada, y prácticamente se despide de los playoffs de la Conferencia Verde.

TE PUEDE INTERESAR: La más reciente 38 resbalada

En el fútbol americano mexicano, hay dos no oficiales épocas de oro: la época de mediados de los 40 hasta antes del 68, y posteriormente, la época de los 80 y 90. Lo que caracterizó estos momentos fue la amplia cobertura mediática, pero sobre todo, la presencia del fútbol americano como parte fundamental de la identidad universitaria en el estudiantado. 

El regreso del FBA a una de sus casas, la Ciudad de los Deportes, es un síntoma del excelente momento que está viviendo, impulsado directamente por la ONEFA. En la década de los 90, el deporte transmitido por Canal Once presentaba ratings televisivos capaces de competir con una atareada cartelera de sábado en la tarde. Algunos Clásicos Pumas-Poli se medían en audiencia frente a enfrentamientos del fútbol profesional. 

El deporte estudiantil por excelencia, como es llamado en la comunidad de los incansables, está ganando el moméntum que necesita para iniciar una tercera época de oro hacia la década entrante. La Jornada 7 tendrá tres días llenos de fútbol americano en todos los rincones del país, desde la CDMX hasta los ya mencionados Cancún y Reynosa, cubriendo también Querétaro, Guadalajara, Xalapa y Morelos. 

Los esfuerzos de medios locales por transmitir los encuentros son reconocibles. Canal Once y Canal Catorce tendrán en vivo en transmisión a nivel nacional dos partidos que futbolísitcamente serán impresionantes. La competencia ya no sufre de una brecha entre los equipos tradicionales y los relativamente “nuevos”, se está cerrando cada torneo que se juega. 

Pensar que en estos momentos se puede competir con el balompié profesional es un sueño. Pero con el camino por donde está caminando la ONEFA; debería ser un objetivo. Un objetivo para las autoridades, las televisoras, la afición. Superar los 20,000 asistentes en el Azul y el Olímpico en días consecutivos sería la manera de cumplir de los aficionados. Cuando se consolide una base más prominente de fanáticos, la maquinaria mediática será la encargada de iniciar la tercera época.

Anuncios

Deja un comentario